El sistema estomatognático es una unidad morfofuncional constituida por una serie de estructuras que forman parte del macizo craneofacial, este participa en la realización de funciones vitales para la vida como: masticación, deglución, fonación y respiración,  sin obviar otras que aunque no tan vitales como comunicación, afecto, expulsión, reírse, toser, succionar y la expresión anímica permiten el desarrollo del individuo como ente social.

La palabra bruxismo, según el Dorland’s Illustrated Medical Dictionary viene del griego brychein, que significa rechinar los dientesbruxism en inglés, cuyo significado se traduce en movimientos oscilantes repetitivos.
En la actualidad, la neuralgia traumática, efecto de Karolyi, bruxomanía o bruxismo, es considerada por Pieri Silva K, et al,  y Silva Contreras AM,  como el hábito de apretamiento y rechinado de los dientes, con movimientos que hacen contactos sin propósitos funcionales, diurnos o nocturnos, con distintos grados de intensidad y persistencia en el tiempo, de manera inconsciente.

bruxismoTenemos tres características importantes: el primero, que es un fenómeno muscular (neuromuscular); el segundo, que es clasificado como de tipo diurno o nocturno, y el tercero lo ubica como un problema del sueño, donde aspectos neurofisiológicos alterados sumados a condiciones de conducta psicológica o psiquiátrica desencadenan la disfunción.

Existe un  efecto directo del estrés sobre los centros emocionales del cerebro: hipotálamo, sistema reticular y límbico, aumenta el tono muscular y permite un aumento de la función muscular al contraer las musculares y por lo tanto aumentan la  hiperactividad muscular.

Existen dos clases de bruxismo: el  céntrico predomina el apretamiento de los dientes, menor desgaste dentario, limitado solo a la cara oclusal, de preferencia en las noches y con menor afectación muscular; y el  excéntrico lo caracteriza el rechinamiento con frotamiento de los dientes, en las noches, mayor desgaste dentario, con áreas que sobrepasan la cara oclusal y mayor  afectación muscular.

bruxismoSe recomienda, teniendo en cuenta los múltiples factores que originan el bruxismo, que su tratamiento debe iniciar con un completo examen por parte del odontólogo, el cuál agregará a la colocación de férulas y ajuste dental, posiblemente técnicas de relajación, esencias florales, hipnosis, homeopatía, medicamentos o lo que crea conveniente según el paciente y la etapa del hábito en la  que se encuentre.

 

Dr. Bismar Hernández Reyes; Dra. Silvia María Díaz Gómez; Dra. Siomara Hidalgo Hidalgo; Dr. Romel Lazo Nodarse

Facultad Estomatología. Universidad de Ciencias Médicas de Cuba.